El Apio

El apio es una planta que se utiliza como alimento pero sus propiedades medicinales y curativas hacen que las raíces, las hojas y las semillas sean usadas con fines terapéuticos para la prevención de numerosas enfermedades.
Sus hojas se usan, además, como condimento en muchas comidas o bebidas, cócteles, zumos adelgazantes… y el aceite o líquido interno que contiene esta planta es extraído y usado con fines medicinales incluso en perfumería.

Los griegos que descubrieron casi todo,conocían sus beneficiosas propiedades, ahora es nuestro turno de conocerlas.

Anticancerígeno: contiene una gran cantidad de compuestos que ayudan a prevenir la metástasis de las células cancerígenas, debido a unos compuestos llamados acetilénicos que detienen el crecimiento de los tumores.

Diurético: el potasio y el sodio del jugo de apio son unos poderosos reguladores de los fluidos corporales, que estimulan la producción de orina para deshacerse del exceso de fluidos. Es un alimento perfecto en dietas de adelgazamiento. También ayuda en afecciones renales como el cólico o la litiasis renal, por lo que es recomendable para personas con un estilo de vida rápido que no son capaces de tener una dieta sana y saludable.

Elimina toxinas del cuerpo, lo cual ayuda a romper y eliminar los cálculos urinarios y los de la vesícula biliar.

Reduce el colesterol incrementa la secreción de ácidos biliares, lo cual ayuda a remover el colesteroldel cuerpo.

Digestivo: el jugo de apio libera algunos nutrientes especiales de la fibra que ayudan a los movimientos intestinales, lo cual lo convierte en un laxante natural que ayuda a aliviar el estreñimiento y a disminuir la formación de gases intestinales.
Además elimina parásitos intestinalesy es beneficioso en los casos de gastritis y úlceras gastroduodenales.

Antiinflamatorio: contiene poliacetileno, que proporciona un alivio increíble para todos los tipos de inflamación, incluyendo la artritis reumática, la osteoartritis, la gota, la fibromialgia, el asmay la bronquitis,

Disminuye la presión sanguínea alta: un compuesto llamado ftalida ayuda a relajar los músculos alrededor de las arterias, dilatando los vasos y permitiendo que la sangre fluya libremente.

-Efecto relajante: sus minerales (sobre todo el magnesio) y aceites esenciales ayudan a relajarse y hacen que sea muy beneficioso para personas que padecen de insomnio.

Ayuda a perder de peso rápidamente: tomar zumo de apio ayuda a restringir los antojos ya que te llena sin hacerte ganar kilos de más. Es uno de los vegetales que menos calorías nos aporta.

– Aumenta el deseo sexual

Antioxidante, fortalece el sistema inmunológico y previene anemias: contiene vitaminas C, E, K, A, B1, B2 y minerales como el cobre, hierro, calcio, fósforo, zinc, selenio y magnesio.

–  Reduce el estrés y la frecuencia cardíaca al ser estimuladas las glándulas adrenales del cuerpo.

Antibacteriano: en zonas como los riñones o la vejiga ya que ayuda a eliminar más orina.

Combate la acides de la sangre: neutraliza el ácido úrico y previene enfermedades como la gota, las piedras en el riñón o en la vesícula y limpia el hígado.

– Ayuda a eliminar las llagas y problemas de encías al ser utilizado como enjuague bucal.

– Resulta eficaz contra la astenia, la ronquera, el reumatismo, la ictericia y la obesidad.

Propiedades hipoglucémicas, por lo que se usa en tratamientos de diabetes.

Expectorante y emoliente, lo que resulta útil para la bronquitis.

Regula las funciones hormonales, trastornos menopáusicos, acné, dermatosis alérgica y resulta también muy útil para cicatrizar heridas o rasguños.

Por todo lo comentado anteriormente conviene comerlo crudo y limpio, además de utilizar su jugo.

¿Sorprendido de las propiedades que nos puede aportar este alimento? Ya sólo falta que lo introduzcas en tu dieta y te beneficiarás de todos ellos.

MUCHAS GRACIAS POR PONER UN COMENTARIO SI TE HA PARECIDO INTERESANTE