sand

Aprovechando que aún quedan días de calor os propongo que probéis este sorbete tan rico, refrescante y ligerito.

Durante mis vacaciones, más largas de lo normal al haber sido madre, he preparado este sorbete para muchas de las visitas que hemos tenido y a todos les ha encantado, así que dedicado a todos ellos va este post.

Ideal no solo para refrescarnos y combatir el calor sino también para cuidarnos tras la vuelta de las vacaciones.

La sandía es una fruta dulce con gran contenido acuoso y muy beneficiosa para ayudarnos a bajar de peso, recuerda todas sus propiedades aquí.

Ingredientes:

-Medio kilo de sandía sin pepitas.
-1 limón.
-Medio vaso de agua.
-Edulcorante o azúcar.

Modo de elaboración:

Lo primero es quitar las pepitas, trocear la sandía y congelarla en un tuper.

Después pelamos el limón y retiramos las pepitas, el limón debe quedar sin parte blanca para que no de sabor amargo.

Con la batidora o robot de cocina batimos el limón procurando que no queden pieles, se puede pasar por el chino para obtener este resultado.

Metemos la sandía en una bolsa apta para alimentos y la golpeamos para triturarla.

Mezclamos el zumo de limón y la sandía, añadimos el vaso de agua fría y batimos hasta obtener la textura deseada.

Si queréis que os quede más líquido dejar a temperatura ambiente 1 hora y volver a batir después.

¡¡Y fuera calores con este refrescante sorbete!!

MUCHAS GRACIAS POR TU COMENTARIO, PARA NOSOTROS ES NECESARIO.